Trans4mind
P S I C O L O G Í A     ●    F I L O S O F Í A     ●    E S P I R I T U A L I D A D
P A R A    D E S P E R T A R    L A    C O N C I E N C I A    Q U E    N O S    H A C E    H U M A N O S


La vida fue creada en contra de todas las posibilidades

por Pradeep Gusain

Empecemos nuestra búsqueda de la felicidad desde el mismo principio. Esto es desde el principio del universo. La teoría más convincente y aceptada de la creación del universo es la del 'Big Bang'. De acuerdo con ella, el universo fue creado a partir de la explosión de materia súper condensada y su consecuente expansión. Sin embargo, incluso si todas las condiciones para la creación del universo fueron las adecuadas en un principio, hay muchos factores que tuvieron que ser los correctos para la consiguiente formación del universo. Por ejemplo:

Nuestro universo se está expandiendo con sus estrellas y galaxias distanciándose entre sí. Ahora bien, si la tasa de expansión del universo recién creado hubiera diferido sólo un poco, no habría habido ningún universo. Un poco más lento y el cosmos se habría colapsado, un poco más rápido y el material cósmico se habría dispersado por completo hace mucho tiempo.

Si la densidad del universo hubiera sido un poco mayor, el universo no se hubiera expandido, sino debido a la fuerza de atracción entre las partículas atómicas, se hubiera contraído y en última instancia, colapsado. Si la densidad inicial hubiera sido un poco menor, entonces el universo se hubiera expandido tan rápido que las estrellas y las galaxias no se habrían formado jamás.

Tanto la masa como el volumen de un protón son incomparablemente mayores que las de un electrón, pero curiosamente, estas dos partículas tienen las mismas (aunque opuestas) cargas eléctricas. Debido a este hecho los átomos son eléctricamente neutros. Si el átomo no fuera eléctricamente neutro, cada átomo repelería al otro y el universo entero explotaría.

Las cuatro fuerzas fundamentales de la naturaleza son: la fuerza nuclear fuerte, la fuerza nuclear débil, la fuerza electromagnética y la fuerza gravitacional. La diferencia entre los más fuertes y los más débiles es de aproximadamente un 25 seguido de 38 ceros. Aún dentro de ese enorme rango, la magnitud individual y comparativa de las fuerzas está delicadamente equilibrada, de lo contrario el universo no habría existido.

Si la creación del universo fue un milagro, la evolución de la vida en él también lo fue ... Si nuestro sol fuera un 30% más grande, se habría agotado en cuatro millones de años, un tiempo demasiado corto para que la vida inteligente hubiera evolucionado. Si hubiera sido menor —el 95% de las estrellas son más pequeñas que el Sol— hubieran surgido otras dificultades. Del mismo modo, si el sol no hubiera sido una fuente de energía constante durante miles de millones de años; si la órbita de la Tierra alrededor del sol hubiera sido un poco más corta o más amplia; si el planeta Júpiter hubiera estado demasiado cerca o demasiado lejos para salvar a la Tierra de la lluvia de esteroides; si la Luna no hubiera sido tan improbablemente grande como para estabilizar la inclinación del eje de la Tierra alrededor de los 23 grados; si la ubicación del sistema solar en la galaxia hubiera estado demasiado cerca del borde o muy cerca del centro; habría sido imposible el desarrollo de una forma avanzada de vida.

Las moléculas basadas en carbono sólo pueden mantenerse estables entre los límites de 120 y -20 °C, y la tierra es el único planeta cuya temperatura media está dentro de esos límites. Cuando uno considera el universo como un todo, encontrar una gama de temperaturas tan estrecho como este, es una tarea muy difícil, porque las temperaturas en el universo varían de los millones de grados en las estrellas más calientes, al cero absoluto (-273 °C).

Casi toda la radiación emitida por el sol se encuentra en una sola banda que es de 10-25 de todo el espectro. Las radiaciones necesarias y conducentes para la creación de vida se encuentran dentro de esta estrecha banda. Esta también es la única radiación en la que se produce la fotosíntesis y nuestros ojos son capaces de ver.

El agua también tiene propiedades extraordinarias que propician el desarrollo de vida. Por debajo de 4 °C se expande (de modo que incluso si se congela la superficie en los estanques, el agua debajo no lo está). El agua tiene un elevado calor latente, alta capacidad termal, alta conductividad térmica, mientras que la del hielo y la de la nieve es baja, alta tensión superficial y viscosidad, etc.

El primer paso a la felicidad es reconocer esta imposible pero afortunada odisea de la creación y la vida. Somos muy afortunados de tener un universo, y más aún de tener un universo con vida. Puesto que la vida es tan improbable, la Tierra puede ser el único planeta en el que la hay. ¡Nacer como un ser humano es el evento más afortunado que jamás podría pasarle a cualquiera!