Trans4mind
P S I C O L O G Í A     ●    F I L O S O F Í A     ●    E S P I R I T U A L I D A D
P A R A    D E S P E R T A R    L A    C O N C I E N C I A    Q U E    N O S    H A C E    H U M A N O S


Las Enseñanzas de Buda

legado de Siddhartha Gautama

Luego de alcanzar su despertar, Siddhartha Gautama, convertido en Buda (el iluminado), dedicó su vida a enseñar a los demás cómo alcanzar ese estado de plenitud. La principal enseñanza de Buda son las Cuatro Nobles Verdades.

Las Cuatro Nobles Verdades

Primera Noble Verdad: El Sufrimiento. El sufrimiento existe. Todos sufrimos en alguna medida, y tenemos en el cuerpo y en la mente algún tipo de malestar. Debemos reconocer y aceptar la presencia de éste sufrimiento y sentirlo, no negarlo.

Segunda Noble Verdad: El Origen del Sufrimiento. Después de percibirlo, debemos observarlo profundamente para ver cómo se forma. Necesitamos reconocer e identificar qué clase de alimentos espirituales y materiales hemos ingerido que nos están causando sufrimiento. El Sufrimiento es causado en gran medida por el Deseo, el Apego y la Ignorancia (desconocer la realidad de la Interdependencia, de la Impermanencia, del Karma, de la ley de "Causa y Efecto", etc).

Tercera Noble Verdad: La Extinción del Sufrimiento. Esta es una buena noticia. Buda no negó la existencia del sufrimiento, pero tampoco negó la de la alegría y la felicidad. Buda no dijo que "todo es fuente de sufrimiento y no podemos hacer nada para evitarlo". Buda nos enseñó cómo reconocer y aceptar la presencia del sufrimiento, pero también nos enseñó cómo ponerle fin. Si no hubiera la posibilidad de hacerlo, ¿de qué serviría practicar? La Tercera Noble Verdad nos dice que la curación es posible.

Cuarta Noble Verdad: La Senda que conduce a la Extinción del Sufrimiento. Esta es la senda que más necesitamos. Buda la denominó el Noble Octuple Sendero. Este sendero nos da a conocer las maneras de ser consciente que son correctas, adecuadas y beneficiosas: la Visión Justa, el Pensamiento Justo, la Atención Justa, el Habla Justa, La Acción Justa, la Diligencia Justa, la Concentración Justa y el Medio de Vida Justo.

El Noble Octuple Sendero

¿Cuál es la Noble Verdad del Sendero que conduce a la extinción del sufrimiento? El Noble Octuple Sendero conduce a la extinción del sufrimiento.

La Cuarta Noble Verdad (el Octuple Sendero), es una serie de instrucciones que nos hacen trascender el sufrimiento en la vida, y experimentar una enorme plenitud. El Noble Octuple Sendero se denomina también el Camino Medio, porque evita los extremos de los excesos y las privaciones que desencadenan la avidez emocional en el interior. Es útil considerar cada acción como una receta para alimentar el corazón.

Los caminos del Noble Octuple Sendero son:
  1. Visión Correcta o Justa
  2. Pensamiento Correcto o Justo
  3. Atención Correcta o Justa
  4. Habla Correcto o Justo
  5. Acción Correcta o Justa
  6. Diligencia Correcta o Justa
  7. Concentración Correcta o Justa
  8. Medio de Vida Correcto o Justo
Tomar Conciencia

La toma de conciencia es la base del Noble Octuple Sendero. Como ya se mencionó anteriormente, el hecho de ser consciente se conoce como la medicina que cura la enfermedad del deseo. Cuando estámos atentos a la verdad de cada momento (mientras compramos, cocinamos, comemos o bailamos), esta atención concentrada nos hace disminuir el ritmo lo suficiente como para que puedamos examinar nuestros hábitos.

Para alimentar el corazón, has de practicar esas reglas. No se proponen para que las probemos una vez, sino para que nos comprometamos a seguirlas durante toda la vida. Siempre podemos descubrir cosas nuevas y experimentar con ellas. Practicar el Esfuerzo Correcto en un momento dado será completamente distinto de hacerlo en otro, de modo que siempre tenemos una nueva oportunidad para aplicar el esfuerzo.

Como todos los senderos están relacionados, al practicar uno estámos practicando todos. Por ejemplo, cuando practicamos la Acción Correcta, practicamos también el Medio de Vida Correcto, lo cual implica además practicar el Habla Correcto. Cada uno está contenido en los demás. Al margen de la regla que practiquemos o del orden en que lo hagamos, siempre podemos hallar el sufrimiento, su causa, y la forma de ponerle fin.

Muchos grandes maestros han comparado el Noble Octuple Sendero con leer un libro de cocina, practicar la senda de cocinar alimentos y alcanzar la paz de conocer el sabor de la comida. Si nos limitamos a leer las recetas sin ponerlas en práctica, sabremos sobre pepinos, cebollas y ajos, pero nunca conoceremos su sabor.