Trans4mind
P S I C O L O G Í A     ●    F I L O S O F Í A     ●    E S P I R I T U A L I D A D
P A R A    D E S P E R T A R    L A    C O N C I E N C I A    Q U E    N O S    H A C E    H U M A N O S


Eres un original

por Edward Kesgen

En todo el mundo sólo existe un Tú, único en todos los sentidos.

"Único" es una de esas palabras que a menudo pierde su impacto, ya que durante una conversación no se suele recapacitar y se pierde su significado literal. Solemos ignorar este elemento de la expresión como una exageración o hipérbole. Reconocer la realidad de que cada uno de nosotros es único, requiere un esfuerzo. Por un momento, considera esto...

Si no fuera por la unión de tu mamá y tu papá, no estarías aquí. A pesar de que tienes padres, tu mamá y tu papá también los tuvieron. Lo sé... esto es bastante obvio. Tu propio linaje continúa incomprensiblemente hacia el pasado en tu árbol genealógico. Cada antepasado como producto único de un hombre y una mujer que vivió antes que él. En algún lugar a lo largo de esa línea, sin duda, se pierde el hilo, ya que pocos de nosotros tenemos la suerte de saber algo sobre nuestros antepasados lejanos.

Sin embargo, es un hecho que has estado emparentado con personas de otras partes del mundo en cualquier momento de la historia: en el momento en que los hermanos Wright demostraron que los seres humanos podían volar en un aparato más pesado que el aire, o cuando William Shakespeare escribió obras maestras de la palabra escrita que perduran hoy en día en el escenario y la pantalla; cuando Ludwig van Beethoven compuso los movimientos inmortales de su hermosa Novena Sinfonía, o cuando Miguel Ángel deslumbró al mundo con su brillantez al pintar el techo de la Capilla Sixtina, tus antiguos antepasados estaban riendo, viviendo y amando.

Tuviste antepasados de carne y hueso presentes durante el poder y la brutalidad del Imperio Romano. Tenías parientes en algún lugar de la Tierra cuando eran adorados como dioses los grandes faraones de Egipto, e incluso decenas de miles de años antes, cuando los seres humanos primitivos se unieron para establecer enclaves tribales para apoyo mutuo y seguridad.

Pobres y príncipes, obispos y bandidos, eruditos y esclavos, héroes y vándalos, estas personas son tu herencia personal.

En otras palabras, si poseyéramos los recursos técnicos, podríamos rastrear tu linaje desde el principio de los tiempos. Tu historia familiar comenzó cuando la propia vida comenzó.

Eres tan especial, tan único, que para hacer otro igual se requeriría una nueva Creación. Así que regocíjate con esta idea. Mucho más profunda que las dificultades y contratiempos con los que lidiamos en nuestra rutina cotidiana es la realidad de que somos únicos y todo lo que hay.

Es un hecho que todos los acontecimientos en la historia se han desarrollado como un telón de fondo para que puedas leer estas palabras en este preciso momento. Todo lo que ha sucedido en el pasado es como un mural o un cartel gigante que se extiende hacia el infinito tras de ti. Este momento extraordinario, impresionante en el tiempo, es tuyo para sumergirte en él.

Tu presencia es importante en el plan universal, porque el papel que estás representando nunca se había representado antes. No eres una copia o un clon. ¡Eres un original! Celebra el individuo único que eres. Y siempre... sé tu mismo, porque el resto ya está representado.