Trans4mind.es
P S I C O L O G Í A     ●    F I L O S O F Í A     ●    E S P I R I T U A L I D A D
P A R A    D E S P E R T A R    L A    C O N C I E N C I A    Q U E    N O S    H A C E    H U M A N O S



Educar la Voluntad - Curso de Desarrollo Mental 3
Por Gregory Mitchell - © Derechos reservados



Fases de Asimilación

Hay tres fases en la asimilación de nuevos patrones de conducta, si se apropian por completo se convierten en una segunda naturaleza. Un nuevo patrón de conducta debe ser asimilado en los niveles del pensamiento, emoción y esfuerzo. Una vez que usted es capaz de completar las tareas anteriores, y de hacerlo en un espacio tranquilo, seguro, sin distracciones, deberá repetir estas mismas tareas con un nivel de distracción incrementado.

Para incrementar el nivel de distracción, siéntese en la sala o encienda la radio o la televisión, o siéntese en un lugar público en donde halla otras personas, y repita los ejercicios anteriores. Las frustraciones de la distracción serán una prueba de su asimilación al nivel del pensamiento y las emociones.

La tercera fase de asimilación, el nivel del esfuerzo, involucra la estrategia de dirigir su atención a un tema que usted no ha enfocado particularmente y lo quiere hacer, mas que para cumplir solamente con la tarea asignada, permitiendo que el tema ocupe por completo su campo mental o visual. Por ejemplo, si usted trata de separar el pago de sus facturas, estudiar un curso, o escribir un reporte, entonces ponga atención en esos eventos de la vida real. Una tarea apropiada para la tercera fase podría ser preparase para una entrevista de trabajo, anticipando las preguntas que podrían hacerle y elaborando respuestas que le podrían ayudar a conseguir el empleo; invierta 20 minutos en esta actividad enfocando completamente su atención en ella.

Adquisición de Nuevas Habilidades

Mucha gente cree que se nace con la habilidad para concentrarse o para leer rápidamente, así como con otras habilidades de esa naturaleza. Si usted tiene tal creencia, complete el siguiente ejercicio, lo menos que ganará será perspicacia dentro del proceso de los tres estados que uno ha de recorrer de principio a fin para dominar una nueva habilidad.

Enfóquese sobre una de sus habilidades, entonces escriba debajo una oración describiendo su competencia, por ejemplo, "Yo soy bueno jugando ajedrez". Ahora escriba la misma oración con su otra mano. Pregúntese, "¿Cómo veo la segunda oración? ¿Cómo me sentí al escribirla?" Ambas, escritura y concentración, son habilidades. Usted no nació sabiendo cómo hacer esas cosas. Tuvo que aprenderlas, paso a paso, y pasó por los tres estados para adquirirlas: el estado de torpeza, el estado aplicado, y el estado automático.

Cuando usted trata de aprender algo por primera vez, usualmente no lo hace muy bien, se siente torpe. Por ejemplo, la primera vez que anduvo en bicicleta probablemente se cayó. Pudo haber dicho: "nunca lo intentaré de nuevo", o alguien lo animó diciéndole: "tranquilo, es normal caerse de la bicicleta algunas veces antes de lograr el equilibrio". Porque quiso andar en bicicleta, usted probablemente mantuvo su entrenamiento, y porque lo hizo, fue que progresó al siguiente estado.

En el siguiente estado, usted aplicó las técnicas que aprendió y gradualmente mejoró los resultados. Si usted persiste, eventualmente arribará al punto en el cual no necesitará pensar sobre lo que está haciendo, lo hará naturalmente. En el estado automático usted probablemente podrá andar en bicicleta, planear su ruta, cantar o sostener una conversación con otro ciclista; todo esto al mismo tiempo.

¿Qué tienen que ver esos tres estados de la adquisición de habilidades con la concentración? Cuando usted inicie la practica de los ejercicios de concentración puede que se sienta torpe e incapaz de hacerlos bien. Su mente puede persistir en divagar, o usted puede no ser capaz de recuperar su línea de pensamiento si lo han distraído. Esto se debe a que usted se encuentra en el primer estado de la adquisición de habilidades, pero todavía tiene que adquirir la habilidad. La respuesta es simple: continúe practicando a partir del nivel de competencia que haya logrado, y gradualmente continúe hasta que consiga el más alto nivel sin esfuerzo.




CONTENIDOS:




Continuar... Mandalas